(Diario Financiero) Con una aplastante votación de un 84% a favor, los socios del sindicato de trabajadores de Minera Escondida resolvieron desafiliarse de la Federación Minera de Chile, luego de las diferencias con la conducción de la organización sindical de la minería privada más grande del país.

La medida, que se concretará durante esta misma semana, se adoptó a falta de sólo cinco meses para que el sindicato de Escondida retome las negociaciones con la empresa, ante el vencimiento del contrato colectivo y el fracaso de la última negociación durante el verano pasado, que terminó con la activación del artículo 369 por parte de los trabajadores.

Según el vocero del sindicato, Carlos Allendes, la decisión se adopta “por el poco apoyo mostrado por esta organización superior en una serie de temáticas, como el de estabilidad laboral de los trabajadores, en donde se sufrió la pérdida de más 25 mil empleos de trabajadores de planta y 46 mil trabajadores contratistas y en particular la escasa presencia y apoyo efectivo en la última negociación”.

En cuanto a la participación, en la votación que se extendió por más de un mes, sufragaron 1.896 socios, que representan un 76% del total del padrón. El presidente del sindicato, Patricio Tapia, sostuvo que “este resultado muestra una alta participación y una clara voluntad mayoritaria de los socios en el sentido de dejar una organización que se estima que no ha logrado defender decididamente los derechos e intereses de los trabajadores mineros”.