El presidente Martín Vizcarra, en compañía del ministro de Energía y Minas, Francisco Ísmodes, anunció este lunes el inicio de la construcción del proyecto cuprífero Mina Justa, el cual compromete una inversión aproximada de US$1.600 millones y que tendrá un efecto dinamizador en la economía nacional.

“Es gratificante empezar la semana con esta noticia que va en el camino que hemos trazado para nuestro país, de mejorar y reactivar nuestra economía. La inversión que hoy se anuncia de US$1.600 millones es sumamente importante porque se suma al anuncio de la construcción de Quellaveco realizado hace solo mes y medio”, destacó el mandatario.

Desde la sala Túpac Amaru de Palacio de Gobierno, el jefe de Estado resaltó que la construcción y operación de Mina Justa llevará desarrollo y crecimiento económico a la población del área de influencia, variables que se podrán traducir en mejoras de los servicios de salud y educación para la población.

Asimismo, el presidente Martín Vizcarra afirmó que el proyecto minero, ejecutado principalmente con capitales peruanos, cumple con todos los estándares ambientales y sociales que exige el Perú. “Nosotros sí queremos inversiones en minería, pero aquellas que respeten el medio ambiente y el área de influencia directa y este proyecto está tomando todos los cuidados para así hacerlo”, remarcó.

Generación de empleo

El ministro de Energía y Minas, Francisco Ísmodes, detalló que la construcción del proyecto minero –localizado en el distrito de San Juan de Marcona– generará un peak de 4.000 puestos de trabajo. En tanto que, para la etapa de operación, estimó que el proyecto minero proporcionará empleo a un aproximado de entre 1.000 a 1.500 trabajadores.

“Saludamos la decisión de invertir en este proyecto importante que se suma a otros que ya se vienen impulsando. El compromiso del Gobierno y del Ministerio de Energía y Minas es acompañar la ejecución de Mina Justa para que se dé sin contratiempos”, expresó el titular del MEM.

De acuerdo con Marcobre S.A.C., empresa titular del proyecto, Mina Justa comenzará su producción de cobre a partir del último trimestre de 2020. En ese sentido, el ministro Ísmodes señaló que el proyecto cuprífero contribuirá con 100 000 toneladas métricas finas (TMF) de cobre a la producción nacional del metal rojo, la cual al cierre del 2017 reportó 2.4 millones de TMF. Adicionalmente, Mina Justa producirá anualmente 58 000 toneladas de cátodos de cobre.

Ísmodes Mezzano resaltó además que Mina Justa será la segunda mina en el país en operar con agua de mar, sin devolver residuo alguno al océano, con lo que se priorizará el uso del recurso hídrico fluvial para la población de Ica.

Sostenibilidad

Mina Justa está ubicada en el desierto costero, a 35 kilómetros de distancia de San Juan de Marcona y a 13 kilómetros de la Panamericana Sur. Por su localización, se estima que la operación tendrá una huella reducida y confinada.

Cabe destacar que la estrategia de sostenibilidad de Marcobre, que se ejecuta desde 2013, incluye el desarrollo de proyectos que buscan impulsar las potencialidades locales de la población a fin de que generen ingresos alternativos a la actividad minera. Al momento, estos proyectos han beneficiado a unas 800 familias de la zona de influencia.

Detalles de la operación

El proyecto es un yacimiento de cobre que tendrá una vida útil de 21 años y 16 años de operación. Se estima que en ese lapso, aportará 1 000 millones de dólares en contribuciones al fisco, de los cuales un aproximado de 400 millones de dólares serán destinados a la región Ica por concepto de canon.

Mina Justa forma parte de la cartera de proyectos por US$14.000 millones que impulsa el MEM y que junto a otras iniciativas privadas ya encaminadas, como la Ampliación Toromocho (Junín) y Quellaveco (Moquegua), darán un gran impulso de las inversiones mineras el país en los próximos tres años.